Inicio Salud El Hospital Universitario Infanta Elena celebra su VIII Jornada de Actualización Pediátrica

El Hospital Universitario Infanta Elena celebra su VIII Jornada de Actualización Pediátrica

239
0
patrocinado
 Fisioterápia Reyes Medina

El Hospital Universitario Infanta Elena, integrado en la red sanitaria pública madrileña, celebró recientemente su VII Jornada de Actualización Pediátrica, un encuentro dirigido a pediatras y personal de Enfermería de Atención Primaria y Atención Especializada en el que se debatieron las cuestiones más destacadas en este ámbito.
Una de ellas fue las alergias alimentarias, como la de las proteínas de leche de vaca (PLV) que, como detalla el Dr. Enrique de la Orden Izquierdo, jefe del Servicio de Pediatría y de la Unidad de Gastroenterología Infantil del hospital, “consiste en una reacción de hipersensibilidad a estas proteínas mediada inmunológicamente y que puede ser inmediata (IgE mediada) o retardada (IgE no mediada)”. En ambos casos el tratamiento consiste en la exclusión de estas proteínas de la dieta y el uso de fórmulas especiales de lactante llamadas fórmulas hidrolizadas. En cualquier caso, generalmente estas alergias tienen un buen pronóstico, ya que “más de la mitad de las no mediadas suelen resolverse al año y las mediadas, entre en primer y el tercer año de vida”, indica.
Asimismo, se habló del biberón pirata; es decir, la administración de un biberón aislado en un lactante que va a ser amamantado. “Este biberón supone un contacto puntual y aislado con una proteína distinta que puede inducir la aparición de alergias y otras enfermedades en personas predispuestas, aunque actualmente no existe consenso ni evidencia suficiente para el empleo de fórmulas hidrolizadas para evitar este contacto”, dice el Dr. De la Orden.
Actualmente se recomienda el amamantamiento materno como método de alimentación ideal para el lactante y el uso de suplementos solo ha de darse en circunstancias concretas y bien establecidas (hipoglucemia que no responda a amamantamiento, contraindicación de lactancia materna en niño o madre, necesidades insuficientemente cubiertas por la leche materna o leche materna no disponible).
Sobre la nutrición de los más pequeños, el jefe del Servicio de Pediatría del hospital explica la importancia de entender que la comida supone emociones, positivas o negativas, y los alimentos, recuerdos. “Hay niños alérgicos o con problemas de alimentación o deglución que pueden vivir la alimentación de forma negativa, pero con ayuda de profesionales técnicos -como los cocineros- estas vivencias pueden cambiar y volverse positivas”, recalca.
Además, el pediatra destaca el uso y efecto de probióticos, prebióticos, paraprobióticos y postbióticos en gastroenteritis aguda viral, aunque también se emplea en otras patologías infantiles (cólico del lactante, dolor abdominal, diarrea por antibióticos, obesidad, infección por H. pylori…). “Son necesarios estudios bien diseñados y más amplios para conocer más de sus propiedades”, reivindica en este sentido.

Enfermedad de Chagas en España
Durante la jornada también se abordó la enfermedad de Chagas, cuya prevalencia ha experimentado un aumento desde que en 2009 se estimara que en Europa había entre 68.000 y 122.000 personas infectadas, con una tasa de infradiagnóstico de entre el 94 y el 96 por ciento y una prevalencia del 4,2 por ciento en la población latinoamericana. Esta situación, generada por los flujos migratorios, hace que en España el 3,4 por ciento de las mujeres latinoamericanas embarazadas estén infectada, con un incremento hasta el 27,7 por ciento en el caso de las procedentes de Bolivia.
En otros países no endémicos la tasa de transmisión vertical oscila entre el 0 y el 7 por ciento. En el caso de los países endémicos estas tasas son similares, encontrándose entre el 1,7 y el 5 por ciento. Tal como señala el jefe del Servicio de Pediatría del hospital, “el tratamiento de la embarazada para evitar la transmisión vertical reduce la enfermedad neonatal y, en caso de transmisión al neonato, su tratamiento antes del año es curativo, por lo que evitaría la morbilidad posterior”.

eHealth y manejo social del niño
En cuanto a la salud digital, es “una nueva forma de hacer Medicina que implica una nueva relación con el paciente”, indica el pediatra, considerándolo la “futura base de la sostenibilidad del sistema sanitario, que no implica necesariamente una sustitución de la antigua relación médico-paciente ni una deshumanización; de hecho, permite un contacto más cercano, aunque estemos lejos”.
En este modelo, las nuevas tecnologías no son un sinónimo de ocio, sino que es preciso ser competente en su uso, tanto para identificar, crear y compartir información como para resolver problemas. Asimismo, estas competencias deben transmitirse, de la mano de los profesionales, a los pacientes, y de padres a hijos. “La divulgación de contenidos médicos a través de redes sociales no científicas supone llegar a más personas de una forma mucho más eficiente y cercana, guiándoles en el uso de los recursos digitales”, asegura el Dr. De la Orden.
En cuanto al manejo social del paciente pediátrico en el Infanta Elena, partiendo del hecho de que el diagnóstico de una enfermedad grave o crónica en un niño implica un impacto, altera el equilibrio familiar, emocional y social, y requiere un seguimiento clínico y social de larga duración, el hospital propone una reunión previa entre el pediatra y la Unidad de Trabajo Social para programar la información, ofrecer recursos a la familia, apoyo psicológico si fuera necesario e informar sobre los recursos disponibles en el área de Atención Primaria y sociosanitaria para minimizar al máximo este impacto.
Y es que, más allá del abordaje de las enfermedades crónicas, el manejo social del niño incluye la detección y notificación de cualquier sospecha de maltrato, ya sea físico, sexual, por abandono/negligencia o emocional/psicológico. En nuestro hospital, la Comisión de Violencia, que incluye a un miembro del Servicio de Pediatría, realizó en 2018 un total de 66 notificaciones, de las que 29 fueron de 16 años o menores. “Nuestra obligación es mantener una vigilancia activa frente a cualquier forma de maltrato, notificarlo y estar atentos a las señales de alarma para proteger al menor de estas situaciones”, concluye el especialista.

Hospital Universitario Infanta Elena
El Hospital Universitario Infanta Elena, ubicado en Valdemoro, da asistencia a los habitantes de Valdemoro, Ciempozuelos, Titulcia y San Martín de la Vega, así como a otros ciudadanos procedentes de otras áreas de salud, manteniendo los objetivos de alta calidad asistencial, tecnología de vanguardia, eficiencia y profesionalidad.

Contenido Patrocinado
La Buha Valdemoro