Inicio La Revista de Valdemoro Ayuntamiento Guillermo Gross gobernará Valdemoro en minoría

Guillermo Gross gobernará Valdemoro en minoría

145
0
Compartir
patrocinado
 Fisioterápia Reyes Medina

Pasado el mediodía ha quedado constituido el Ayuntamiento de Valdemoro y proclamado Alcalde el candidato de Ciudadanos (C´s), Guillermo Gross, con los votos de los seis ediles de su grupo. David Conde (PP) y Serafín Faraldos (PSOE) recibieron cinco; Santiago Fernández, de Ganemos Ahora Valdemoro (GAV), cuatro; y Raúl González (IU), dos. Antonio José González (Proyecto TUD) no presentó su opción a presidir el Consistorio y su grupo se abstuvo en la votación para elegir regidor, que fue nominativa.

130615_pleno de investidura_6103GEn sus primeras palabras como Alcalde de Valdemoro, Guillermo Gross habló, sobre todo, de compromiso: “Me comprometo a trabajar por la regeneración de la institución, por la recuperación de la confianza de los valdemoreños en sus representantes, por la transparencia y la lucha contra la corrupción”. Apostó por “servicios sostenibles y de calidad, financiados con impuestos justos, […] por la creación de empleo local, por luchar por la dignidad de las personas […], asegurando el suministro de agua y luz a familias en situación de pobreza”, por “una educación pública, diversa y de calidad”, por la protección del deporte de base y la defensa del patrimonio histórico y medioambiental y, en definitiva, por “desarrollar una política municipal por y para los valdemoreños, eliminando barreras a la participación”. Prometió presupuestos participativos, una oferta educativa “amplia, diversa y de calidad, que garantice la igualdad de oportunidades, mejorar la limpieza de los parques y revisar el Servicio de Estacionamiento Regulado, entre otras propuestas de su programa. DISCURSO COMPLETO

130615_pleno de investidura_6156G
La sesión constituyente del Ayuntamiento de Valdemoro se había iniciado a las 12.00 en punto del sábado 13 de junio en el Teatro Municipal Juan Prado transformado para la ocasión en salón del Pleno y con el patio de butacas al completo. Durante la misma se institucionalizaron los resultados de las elecciones celebradas el pasado 24 de mayo en las que la ciudadanía otorgó seis ediles a C´s, cinco al PP, otros tantos al PSOE, cuatro a GAV, tres al TUD y dos a IU.

Tras constituirse la Mesa de Edad, integrada por la concejala más veterana, María Rosa Cabezón Bausán, del Partido Socialista, y la más joven, Raquel Cadenas Porqueras, de Ciudadanos, el Secretario de la Corporación procedió llamar a los 25 concejales que la componen, que fueron jurando o prometiendo su cargo.

Contenido Patrocinado
La Buha Valdemoro

Los cuatro representantes de Ganemos prometieron lealtad al rey “por imperativo legal” y cada uno hizo una apostilla a la fórmula establecida –”Juro/prometo por mi conciencia y honor cumplir fielmente las obligaciones del cargo de concejal con lealtad al Rey y guardar y hacer guardar la Constitución como norma fundamental de Estado”-  añadiendo, en el caso del candidato a alcalde “hasta que la ciudadanía diga otra cosa”. Rosa Agudo hizo hincapié especialmente en “el artículo 47 de la Constitución, relativo a la vivienda”; Paloma Agudo concluyó afirmando: “y no hacer políticas sin contar con los ciudadanos, y Javier Carrillo agregó al enunciado: “y poner el Ayuntamiento al servicio de los ciudadanos”.

A continuación anunciaron que optarían a la Alcaldía los cabezas de lista de todos los grupos a excepción del de Proyecto TUD, Antonio González. Por unanimidad se acordó que la votación sería nominativa, es decir, a viva voz, en vez de secreta. Los ediles del TUD se abstuvieron y los demás nombraron cada uno al aspirante de su grupo. Así, el resultado fue: Guillermo Gross, de C´s, seis votos; David Conde, del PP, cinco; Serafín Faraldos, del PSOE, cinco; Santiago Fernández, de Ganemos, cuatro; y Raúl González (IU), dos. Los 25 sufragios válidos se completaron con las tres abstenciones de los concejales del TUD.

Al no tener ningún candidato la mayoría absoluta de 13 votos, quedó automáticamente proclamado alcalde Guillermo Gross, por ser Ciudadanos el partido más votado por los valdemoreños en las pasadas elecciones municipales. Con la Corporación en pleno puesta en pie, el alcalde electo juró su cargo y se disolvió la mesa de edad.

Ya como presidente de la sesión, el nuevo regidor otorgó el uso de la palabra a los portavoces de los cinco partidos de la Oposición.

130615_pleno de investidura_6118El alcalde saliente, David Conde, dio la bienvenida a los nuevos corporativos y felicitó al flamante regidor para después asegurar que haría una “oposición responsable”. Y añadió: “estamos en un tiempo nuevo en el que los proyectos han de ser acordados y el PP aportará con quien quiera avanzar y no destruir”. Habló de apertura y disposición al diálogo. Defendió sus seis meses de gestión en los que dijo haber actuado “con responsabilidad, esfuerzo y honradez” y pidió respeto para los alrededor de 6.000 personas que le dieron su voto. Concluyó su intervención con una promesa: “trabajaremos desde el primer día para recuperar la confianza de los ciudadanos”.

Por su parte, el portavoz socialista, Serafín Faraldos, comenzó expresando el deseo de que cada vez sean más los ciudadanos que asistan a los plenos, mostró su gratitud a quienes respaldaron su opción en las urnas y a todos los que decidieron votar y aprovechó para hacer una reflexión en voz alta: “hace cuatro años cuando tomé el acta de concejal los ciudadanos decían en la calle ‘no nos representan’ y algo de razón tendrán si hay un 35% de personas que no han votado”.  Sobre la pluralidad de la distribución de escaños en la Corporación consideró que va a significar “muchas horas de hablar y trabajar juntos” y que en ese contexto “el PSOE va a llevar por delante su programa. Aseguró que hará una “oposición propositiva y constructiva” porque –añadió- “vamos a poner al PSOE a disposición de la Corporación y, sobre todo, de los vecinos”.

Santiago Fernández, de Ganemos, empezó su alocución con un rotundo “Sí se puede” para después hacer un análisis de los resultados de las urnas que, dijo, “suponen una nueva etapa de diálogo, por la fragmentación”. Pidió al nuevo alcalde que “abra el Ayuntamiento al pueblo” y le aseguró que en su grupo “siempre tendrá una mano tendida, con honestidad y responsabilidad”. Habló de “vigilar la corrupción y los  abusos de poder” . En sus palabras no faltó el recuerdo a las familias sin casa, una defensa de la salud y la educación y un homenaje a Mónica y Salomé, dos compañeras que han fallecido. Finalizó reiterando a los vecinos de Valdemoro: “el Ayuntamiento es vuestra casa”.

El cabeza de lista del Proyecto TUD, Antonio González, habló de su propuesta, que definió como “la suma de idealismo y realismo” y, tomando como referencia a Steve Jobs, aseguró que “es imprescindible la realización de los ideales y no solo soñar”. Explicó su voto en la elección de alcalde al afirmar: “en TUD no creemos en los pactos porque son excluyentes”. Así, aprovechó para desgranar su planteamiento de gestión municipal, basada en un Gobierno de todos “pero no un Gobierno de concentración –dijo- sino un Gobierno de distribución entre toda la Corporación”. Según González, avala esta iniciativa el hecho de que “las líneas estratégicas de todos los programas son parecidas” y es más lo que les une que lo que les separa. Proyecto TUD pretende “realizar la gestión del Ayuntamiento como la de una casa o una empresa; siendo competitivos, haciendo una auditoría, ajustando ingresos y gastos, con unos trabajadores municipales que lo hacen muy bien y 80.000 personas, los vecinos de Valdemoro, que son los accionistas”.  Sus exigencias para la legislatura que ahora comienza son: “que no haya cargos de confianza, transparencia, revisar impuestos, crear espacios para los jóvenes y apoyo a los desfavorecidos”.

Raúl González, de IU, inició su alocución lamentando la falta de entendimiento entre varios partidos, e igualmente  defendió la realización de una auditoría, la municipalización de los servicios municipales externalizados, la transparencia, la participación, el patrimonio natural, la sanidad, la educación y la lucha contra los desahucios y tras un emotivo mensaje de gratitud a sus padres concluyó con un “salud y república”.

Guillermo Gross, el recién proclamado alcalde, fue el último en tomar la palabra para hacer, según él mismo lo definió, “un discurso atípico” en el que habló de la importancia de los procesos que se desarrollan lentamente sin parar, “como el crecimiento de los hijos” o como “el gran cambio que han decidido los vecinos de Valdemoro” para el quee -dijo- “todos somos necesarios”, aprovechando para hacer un llamamiento a la participación a todos los que se abstuvieron el 24 de mayo.

 

Fuente: Ayuntamiento de Valdemoro

Fisioterapia Valdemoro

Anuncio Patrocinado

Zonauto Sur

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here