Inicio Salud El Hospital de Valdemoro pone en valor el papel de los voluntarios

El Hospital de Valdemoro pone en valor el papel de los voluntarios

289
0
Aurora Herraiz
patrocinado

“Ser voluntario es una experiencia maravillosa y gratificante que brinda a las personas la oportunidad de hacer una diferencia en el mundo mientras se crece personalmente”. Así lo explica Aurora Herraiz, directora de Responsabilidad Social Corporativa que, en el Día Internacional del Voluntariado, que se celebra hoy, pone en valor el papel de los voluntarios en la atención integral y cercana del paciente, y de sus allegados y entorno, en el hospital.

Y es que, si la realización de forma altruista de un trabajo necesario para una causa concreta -tal y como se define el voluntariado, cuya labor reconoce y promueve esta onomástica desde que fuera decretada por la Organización de Naciones Unidas (ONU) en 1985- es esencial y puede transformar las vidas, tanto de aquellos que reciben la ayuda como de quienes brindan su tiempo y esfuerzo para ofrecerla, esta labor cobra aún más relevancia en el contexto del cuidado de la salud.

“Los voluntarios del Hospital Universitario Infanta Elena -hospital público de la Comunidad de Madrid- son una pieza importantísima para nuestro trabajo”, continúa Herraiz, apuntando que “curar al enfermo es nuestro propósito y, junto al refuerzo del valor humano por excelencia del espíritu generoso, noble y humanitario que lleva a cabo el voluntario por el simple hecho ya de serlo, la estancia de los pacientes entre nosotros es, sin lugar a duda más gratificante”. Así, su inestimable labor, que se traduce en “acompañar en la soledad, escuchar al afligido, generar optimismo y bienestar emocional, ayudar… en definitiva, acompañar con la presencia desde el sentimiento sincero de querer ayudar, hace del voluntario un elemento esencial”, añade.

Afortunadamente, en el hospital valdemoreño, los pacientes y sus allegados cuentan con la ayuda y desinteresada de varias asociaciones de voluntarios, que realizan diferentes tipos de actividades y servicios, se dirigen a todo tipo de destinatarios y cuentan con distinto número de miembros, siendo las más representativas y numerosas las asociaciones “Pacientes Ostomizados de Valdemoro” (AOSVAL), “Vida y Corazón de Valdemoro”, el voluntariado de la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento de Valdemoro, el programa “Mayores para Mayores” (del Centro de Mayores del Ayuntamiento de Valdemoro), y la Capellanía Católica, entre otras muchas que aportan diariamente su tiempo y ayuda, como Música en Vena.

Contenido Patrocinado
Publicidad LRDV

Compromiso de los voluntarios; agradecimiento de los pacientes

Una colaboración esencial para el Infanta Elena, como apunta la responsable de su Servicio de Información, Experiencia de Paciente y Trabajo Social, Gema Sánchez: “Desde que se inauguró el hospital, contamos con el compromiso de un grupo sólido de voluntarios de asociaciones de nuestra zona que acuden diariamente, con una sonrisa, muchísimo compromiso y dedicación, a prestar su tiempo y ayudar a los demás, acompañar a los pacientes hospitalizados que están solos o asistir en Consultas a quienes se desorientan o tienen algún problema de movilidad, y a realizar otras funciones, como los pacientes expertos de ostomías o rehabilitación cardiaca, que aportan su experiencia y ayuda a otros pacientes en el proceso de salud o enfermedad que estén sufriendo”. “Vienen con muchísima alegría y compromiso hacia el hospital y los pacientes y, por supuesto, sin pedir nada a cambio, nada más que una sonrisa”, añade.

Gema Sánchez

Un trabajo que tanto los pacientes ingresados como sus familiares “agradecen muchísimo y esperan, para compartir unos momentos de conversación o lúdicos” -continua-, como ocurre en el la zona de Consultas Externas: “Cuando entras a un hospital todo es nuevo, no sabes cómo moverte, a quién preguntar y dónde dirigirte, y que te reciba un voluntario sonriendo preguntando dónde vas y ofreciéndose a acompañarte, lo agradecen muchísimo, al igual que cuando se realizan talleres de manualidades, lúdicos o de otra temática”, dice Sánchez.

Concretamente, Rafael Aranda, fundador de AOSVAL, es un paciente experto en ostomías que apoya, asesora y acompaña a otros recientemente ostomizados en Hospitalización y Consultas Externas, mientras que Martín de la Fuente, su homólogo en “Vida y Corazón de Valdemoro”, es una persona con amplia experiencia en rehabilitación cardiaca que visita a los pacientes hospitalizados que han sufrido un episodio cardiaco para informarles de la importancia de la rehabilitación cardiaca y su continuidad y adherencia al correspondiente programa.

En cuanto al voluntariado de Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento de Valdemoro, informan en la zona de Consultas Externas sobre las ubicaciones de las salas de espera y consultas, acompañan a quien lo requiera y ayudan a los pacientes a su llegada al hospital con el registro de asistencia a consulta a través de los sistemas técnicos habilitados. Finalmente, el programa “Mayores para Mayores” realiza una labor de escucha activa, entretenimiento, paseo, lectura, acompañamiento e información a pacientes de Consultas Externas y Hospitalización; y los voluntarios de las dos parroquias católicas de Valdemoro, pertenecientes a la Diócesis de Getafe, visibilizan la importancia de la espiritualidad, los valores y las creencias, ofreciendo una escucha activa y acompañamiento al enfermo ingresado y los familiares que lo necesiten.

Una labor que también completan los propios profesionales del hospital, que en muchos casos realizan labores de voluntariado en cursos, charlas, acciones de sensibilización e incluso en instituciones como la Fundación Recover, ONG que dedica sus esfuerzos a promover la ayuda humanitaria y el desarrollo sanitario de hospitales en África.

“Más allá del día a día de las personas que ejercen una importante labor desinteresada en el Hospital Universitario Infanta Elena, nuestros profesionales son también voluntarios en múltiples acciones solidarias dirigidas a la población, y a ellos también queremos agradecerles su motivación intrínseca un día como hoy”, concluye Herraiz.

Hospital Universitario Infanta Elena

El Hospital Universitario Infanta Elena, ubicado en Valdemoro, da asistencia a los habitantes de Valdemoro, Ciempozuelos, Titulcia y San Martín de la Vega, así como a otros ciudadanos procedentes de otras áreas de salud, manteniendo los objetivos de alta calidad asistencial, tecnología de vanguardia, eficiencia y profesionalidad.

¿Has leído el último número de nuestra revista?