Inicio Publireportajes Pan de Madre Tierra. Los mejores croissant de Valdemoro

Pan de Madre Tierra. Los mejores croissant de Valdemoro

3280
0
patrocinado

¿De dónde viene el croissant?
El croissant nació para conmemorar un acontecimiento histórico, tan importante como fue el fracaso de las tropas turcas en la conquista de Viena.

¿Cuándo nació?
En el año 1683, los soldados otomanos habían conquistado Hungría y todos los territorios que riega el Danubio. Llegaron a Viena, último territorio cristiano que mantenía su resistencia a las tropas. Tras muchos intentos fallidos, los turcos decidieron socavar el terreno, a fin de que un corredor pasara por debajo de las murallas. Para no ser descubiertos trabajaban solo por la noche, pero no se habían percatado de que los panaderos también trabajaban a esas horas. Estos oyeron el ruido que hacían los turcos con las palas y picos, y dieron la voz de alarma ayudando a interceptar a los soldados turcos y así salvar la ciudad de la invasión.

¿Por qué esa forma?
El emperador de Austria, Leopoldo I, en recompensa, les concedió honores y privilegios. Los panaderos, agradecidos, inventaron dos panes: uno al que le pusieron el nombre de emperador, y otro, con forma de media luna al que llamaron «halbmond» en alemán que significa «luna creciente». Tanto la forma como el nombre representan una mofa al emblema de los musulmanes turcos. Los pasteleros austriacos también se sumaron a esta celebración haciendo infinidad de dulces con esta forma, de diferentes masas.

¿Por qué se considera francés si nació en Austria?
Esta delicia se popularizó en Europa, hasta que los franceses le dieron ese toque hojaldrado y lo hicieron suyo, dándole la nacionalidad y oficializándolo con el nombre de croissant (creciente).

Contenido Patrocinado
Publicidad LRDV

Reinvención del croissant
Hace unos 15 años el panadero francés afincado en Florencia David Bedu reinventó esta pieza dándole colores a la masa hasta ese momento nunca vistos, creando así el croissant bicolor, tan atractivo y delicioso.

El croissant en el mundo
En cada país se elabora de maneras y rellenos diferentes, son conocidos como cachitos en Perú, Ecuador y Venezuela; cruasán en Colombia; medialunas, en Argentina, Chile, Paraguay y Uruguay; y en otros países de América Latina como cangrejitos o cuernitos, entre otros nombres. Los hay dulces o salados, sencillos o rellenos y de colores.

En Pan de Madre tierra los elaboramos de diferentes formas, colores y sabores, intercalando capas de masa y mantequilla dándoles ese aspecto laminado tan característico, fermentados de manera tradicional y formados a mano por los pasteleros Alejandro Guerra (@ale.bread.puff) y Arturo Sánchez (@arturo.sanchez.baker), usando las  mejores materias primas y por supuesto la mantequilla más selecta.

Puedes disfrutar de este manjar en Pan de Madre Tierra, en el número 26 de la calle María Moliner, detrás del colegio Hélicon, en el barrio del Hospital de Valdemoro. También puedes ponerte en contacto en el teléfono  623 176 342 o visitando nuestras redes:  @pandemadretierra  en Instagram  y Pan de Madre Tierra  en Facebook.

¿Has leído el último número de nuestra revista?

 

Publicidad LRDV