Inicio La Revista de Valdemoro Valdemoro El Ayuntamiento de Valdemoro lanza una campaña para promover la adopción de...

El Ayuntamiento de Valdemoro lanza una campaña para promover la adopción de mascotas

297
0
patrocinado

El Ayuntamiento de Valdemoro lanza una campaña para fomentar que las mascotas recogidas en el Centro de Protección Animal tengan un hogar y una familia. Estas instalaciones municipales registran anualmente 150 perros y 400 gatos en situación de abandono y, a través de la Asociación de Iniciativas por el Bienestar de los Animales (aiBa) se han tramitado más de un millar de adopciones en los últimos ocho años.

Según un estudio de la Fundación Affinity ‘Él nunca lo haría’, en 2019 y pese a que la sociedad está cada vez más sensibilizada, fueron abandonados más de 300.000 perros (60%) y gatos (40%) en toda España.

En Valdemoro, la media anual de animales de los que sus dueños se desentienden supera el centenar, de los que el 65% son perros y el 35% restante, gatos. Con el fin de combatir los efectos de este acto irresponsable, el Ayuntamiento ha puesto en marcha una campaña de concienciación para potenciar la adopción de las mascotas del municipio sin hogar. Esta acción comunicativa -que no ha tenido coste ya que ha sido desarrollada por personal municipal- se caracteriza por los curiosos mensajes que los perros y gatos que la protagonizan dirigen a sus potenciales dueños, como si fueran estos quienes necesitan ser acogidos y cuidados por los animales (“Tienes el azúcar un poco alto. Te voy a tener que sacar a pasear”. “Lo percibo… necesitas que alguien te haga compañía y soporte tus neuras”).

La finalidad es reducir el número de animales que pasan sus días en el Centro de Protección Animal (CPA), de titularidad municipal.

Contenido Patrocinado
Publicidad LRDV

LA EVOLUCIÓN DEL CENTRO
Esta instalación que se inauguró en 1993 como lo que entonces se denominaba Perrera Municipal ha experimentado una notable evolución. En 2003 se hizo necesario ampliar sus instalaciones y en 2018 se procedió a climatizarlas y a construir cuatro cheniles más amplios para que las mascotas recogidas pasen el periodo de aislamiento necesario para permitirles interactuar con el resto de ejemplares. Actualmente la capacidad de este equipamiento es de 37 recintos, de los que 24 son caninos -incluidos los cuatro de cuarentenas- y el resto, felinos, con una capacidad para 24 gatos.

La transformación de las dependencias ha ido pareja a los avances legislativos y al aumento de la sensibilidad social respecto al bienestar animal. Así, lo que empezó siendo casi exclusivamente un centro en el que -tal y como establecía la normativa entonces vigente- se sacrificaba a los animales si a los 14 días de reclusión no aparecía su propietario, con la entrada en vigor de la Ley 4/2016 de protección de los animales de compañía, se prohibió la eutanasia y se impuso la obligación de que estos centros fomentaran la adopción responsable y las casas de acogida.

Desde 2009, la gestión del CPA está contratada, junto a los servicios de mantenimiento de la ciudad, con la empresa FCC, que se encarga del mantenimiento, limpieza, alimentación y revisiones veterinarias de los animales recogidos en las instalaciones municipales, aunque de la tramitación de las adopciones se encarga, desde 2012, la Asociación de Iniciativas por el Bienestar de los Animales (aiBa).

1.043 MASCOTAS EN FAMILIA
En estos ocho años este colectivo ha encontrado hogar a 1.043 mascotas, de las que el 61,8% (645) son gatos y casi el 37% (385), perros, La diferencia de cifras se explica por el hecho de que los felinos no precisan salir a pasear tres veces al día. El 1,3% restante  son hurones (3), conejos (3), patos (2), gallinas (2), cobayas (2) y hasta una chinchilla.
Tras el estado de alarma ha aumentado notablemente el número de personas interesadas en tener compañía de cuatro patas para cubrir el sentimiento de soledad que se ha evidenciado durante el confinamiento.

Únicamente se han producido 37 devoluciones (3,6%) debidas a la falta de compenetración entre los adoptantes y el nuevo miembro de la familia.
Precisamente para evitar el regreso del animal al CPA, el proceso de adopción es tan sencillo como riguroso.

El Centro de Protección Animal del Ayuntamiento de Valdemoro recoge anualmente alrededor de 150 perros. Aproximadamente la mitad regresa a sus hogares tras identificar a su titular con el microchip. El resto se queda en estas instalaciones hasta encontrar esa persona adoptante que, tarde o temprano, siempre llega.

Por lo que se refiere a los gatos que cada año pasan por el registro del CPA rondan los cuatro centenares pero solo el 10% están identificados y se puede localizar al propietario. Si son silvestres se les somete a una revisión veterinaria y se les devuelve a su colonia. En el caso de los domésticos, permanecen en el CPA o bien se les acoge en Aibacats, el centro felino de la asociación.
Desde aiBa se realizan actividades en pro de una tenencia responsable para reducir las cifras de abandono pero cuando este se produce, cualquiera puede combatirlo dejándose adoptar por ellos.

+INFO mambiente@ayto-valdemoro.org • www.aibamadrid.com

Fuente: Ayuntamiento de Valdemoro

¿Has leído el último número de nuestra revista?

 

Publicidad LRDV